martes, 6 de febrero de 2007

Amplio acuerdo para la reforma del Estatuto aragonés. Modelo frente Catalanes y Andaluces.

Sin mermas en materia de autonomías, de aguas y competencias.

Estatuto modélico de una Autonomía que se siente Aragón con fuerza, tanta fuerza que no necesita sentirse otra cosa.

Y cabe en Aragón el sentimiento español.


Aragonés y español no significan contradicción. Lo dijo incluso Marcelino Iglesias, mientras pedía para Aragón un trato adecuado a ese sentirse y ser fiel a España.

Aragón que en política hidráulica deberá avanzar en solidaridad, pero "primero" lo nuestro. Ojo que el caudal del delta lo fija Cataluña y afecta a Aragón. Y ojo al Archivo de la Corona, a los bienes de la Franja, a las apetencias territoriales sobre Aragón de vascos y catalanes.

Un estatuto sin crispación ni redefinición del ser aragonés, ni "cultura oficial" fascista como impusieron Catalanes y Andaluces.

En definitiva, con "pecadillos", pero ejemplar.

Enhorabuena.

No hay comentarios: